Historias de un caballero

Historias de un caballero


Yo, no tengo
corcel ni escudero,
caminos ni senderos
ni valles que recorrer.

Ni castillos bajo el cielo
que conquistar con mi espada,
ni caballeros negros
que derribar con mi lanza,
ni me esperan
bellas doncellas
en una tierra extraña.

Ni tampoco tengo
un condado que defender,
ni siquiera
una amada
a la que deba proteger,
pues nunca tuve
ni ahora tengo
espada, castillo,
linaje, armadura,
corcel ni escudero
ni fui armado caballero…

De mí no se escribieron
romances ni leyendas
cantares ni poemas,
ni me he batido en duelo,
ni hay vereda ni sendero
que esté
dispuesto a recorrer
a lomos de mi corcel,
a no ser…
que tú,
bella amada imaginada
aparezcas
de la nada.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *