Chiquilla

Chiquilla


Chiquilla,
que de nuevo
tus ojos brillan…
chiquilla,
¿cómo pasas…
del blanco al negro,
del negro al blanco,
de la ropa a la cama,
de la cama a la nada…?
Chiquilla…
maravilla y pesadilla,
tortura y ternura,
chiquilla,
que no tienes ya edad
de ser tan chiquilla,
que sabes que yo
no me ando con miras.
Chiquilla,
ni me controlo
y me acaloro,
chiquilla,
y que si tú estás loca,
yo lo estoy más.
Chiquilla,
y no sé que me das,
que me haces romper
una y otra vez
todas mis promesas,
chiquilla,
y ahora estoy deseando
que pasen tres días.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *